miércoles, 18 de septiembre de 2013

Love Notes (Love Notes #1) Capítulo 1

Si os gusta podeis seguir la lectura en el foro.


Capítulo 1

Charlie

Traducido por Garazi

Me despierto con un grito incesante. Es profundo y dominante y maldición si se dirige a mí. Es demasiado pronto para que esta mierda empiece. Las únicas palabras que soy capaz de entender son "culo gordo". Son inconfundibles, he oído lo suficiente y sé mejor que no debo gritar de vuelta. Poco a poco me muevo desde la cálida la cama donde me siento segura y protegida.

Reviso mi nueva habitación. Las paredes se ven como si alguien hubiera vomitado Pepto-Bismol por todos lados y el piso tiene una espantosa alfombra de color rosa. Sin duda las paredes necesita ser pintadas, la alfombra con la que estoy atascada, definitivamente voy a necesitar cambiarla. Yo no soy una chica de color rosa.

De repente escucho las palabras de nuevo, y si es del todo posible, aún más claras en esta ocasión.

—Charlie, ¡saca tu culo gordo de aquí! —No puedo evitar el suspiro que se me escapa cuando entro en la habitación de la que salió el grito.

En el momento en que mi padre me nota, puedo decir que está en plena locura. No digo nada porque va a ser completamente inútil. Las palabras que salen de mi boca mientras él está molesto sin duda lo ponen fuera de sí aún más y me gustaría vivir para arrepentirse. Esto es normal para mí. No puedo hacer nada bien y nunca he sido capaz de hacerlo. Soy una gran decepción para él.

—Charlie, ¿qué te pedí anoche que hicieras y no hiciste?

Estoy intentando recordarlo cuando de repente me golpea como un rayo y todo el color que tuviera en la cara debe de haberse ido. Lo sé y lo arruiné. Todos los días me equivoco. Quiero decir, simplemente sucede. Me olvidé de hacer los platos. Lo sé... estúpido, ¿no? Puede parecer así, pero en realidad no es tan estúpido. Mis padres son el epítome de la limpieza. Odian cualquier cosa que no esté limpia o recogida. Cada cosa debe estar perfecta. Al igual que la familia se supone que es perfecta. Las apariencias son engañosas.

Respiro profundo, antes de que le respondo, incapaz de mantener mi voz temblorosa.

—Lo siento, me olvidé de la limpieza de los platos de la noche anterior. Estaba cansada de desempacar y fui a acostarme y me caí.... —Ni siquiera esperó a que terminara la palabra dormida, antes de que él ladre:

—¿Cuáles son las reglas de Charlie? Las tenemos por una razón. ¿Y si tuviéramos compañía? ¿Cómo se vería eso?

No puedo dejar de pensar para  mi misma: ¿Por qué deberíamos tener compañía, si acabamos de mudarnos aquí? Por supuesto que no lo digo en voz alta, las cosas son bastante malas y eso sólo lo estimularía y eso es definitivamente algo que no quiero. Si él tomaba mi Jeep yo estaría perdida. Es todos los días una amenaza constante. Yo compré mi auto con mi propio dinero antes de mudarme aquí, pero de alguna manera todos los días lo usa en mi contra.

Me mira con frío cálculo en sus ojos y puedo ver su cerebro girando varios escenarios diferentes.

—Podría tomar tu Jeep... —Siento que el comienzo de las lágrimas amenazan con salir, pero estoy desesperadamente dispuesta a dejarlas donde están. No me gusta llorar delante de él, nunca. Deja que esté sentada por un momento antes de continuar—: Pero entonces tendría que llevarte a la escuela y no tengo el tiempo o la energía para meterme a tratar contigo.

Poco a poco y en silencio libero mi aliento dando las gracias al Señor por haberme permitido mantener mi Jeep, mi posesión más preciada. Mi única gracia salvadora. Trato desesperadamente de reinar en la expresión de alivio que estoy seguro de que estoy mostrando en la cara. No dudo de que lo atrapó. Sería casi imposible no hacerlo.

—Sin embargo, es para ir a la escuela y a caaa y eso es todo, nada de buscar trabajo o cualquier cosa durante dos semanas. ¿Entiendes? —dice.

Yo asiento con la cabeza que entiendo y vuelvo a salir cuando oigo:

—Charlie. —Poco a poco me vuelvo, asustada de que ha cambiado de opinión acerca de mi Jeep. Pero en lugar de la ira cambia su voz a snarky—. Claramente no te importa si le repulsas a cualquiera. Realmente deberías haber intentado más difícil perder peso. Creo que puedes haber ganado unos cuantos kilos durante el verano. Puedes retirarte.

No puedo salir de allí más rápido y no quiero que él vea el efecto que sus palabras tienen en mí. En el fondo estoy gritando en mi interior.No llores, no llores. Nunca dejes que te vea llorar. Eso demuestra debilidad. Nunca podré dejarle ver esa parte vulnerable de mi vida. Él me agarraría y rompería el resto de mí pieza a pieza y nunca estaré entera otra vez. Me rompería por completo.

Camino con tanta naturalidad como me es posible a mi habitación. Las lágrimas, finalmente comienzan a caer por mi cara. La parte triste es que creo que tiene razón. Esto es normal. Me entierra y luego hace una excavación mi peso o apariencia. Me lo merezco. Sé lo que parezco, nadie necesita recordármelo.

Tranquilamente cierro mi puerta y pongo mi iPod. Música, la única cosa que me va a calmar. Mientras las palabras pasan a través de mí, es una canción que no podía describir como me siento en este momento más perfectamente. Y las palabras no podrían ser más ciertas.

Me paro frente al espejo que acabé de colgar la noche anterior y me miro. Veo a una niña manchada y desgarrada de pie allí, nada especial que ver. Mi mejor y única característica atractiva serían mis ojos. Sin embargo, no superan a los malos. Tengo el pelo castaño oscuro que cuelga más allá de mis hombros en largas hebras. En un buen día, mi pelo es domesticable. En la mayoría de los días, está medio rizado medio liso. Veo mejillas regordetas y un doble mentón, así como una nariz que parece una pista de esquí. Nada especial aquí. Solo una gorda chica Plain Jane(1).

 


(1)Plain Jane: programa televisivo americano en el que convierten a chicas comunes en bellas mujeres para que conquisten al chico de sus sueños.

No hay comentarios:

Publicar un comentario